Participación de Squatters en el Programa de Educación para el Consumo Responsable organizado por la gente de "ConSuma Dignidad"

El jueves 22 de Octubre, se realizó en el Centro Metropolitano de Diseño (CMD, Barracas) el 3° Encuentro Común de Educación para un Consumo Responsable, organizado por ConSuma Dignidad, en el cual participaron diferentes escuelas de la Ciudad y la Provincia de Buenos Aires.

Nos invitaron a dar una charla sobre la particular mirada que tenemos en Squatters a cerca de la industria de la Publicidad, su función y sus efectos sociales.

Luego de la exposición, trabajamos en talleres con los alumnos, para perfeccionar entre todos las campañas de concientización sobre consumo responsable que están preparando.

Desde Squatters agradecemos a la gente de ConSuma Dignidad por la convocatoria y la buena onda, y felicitamos también de corazón a todos los alumnos por su compromiso y trabajo.

A continuación, para quien le interese, transcribimos fragmentos de la charla que dio Julián, y un link al texto completo “Otra mirada sobre la Publicidad“…

“Pensar en la dimensión política de la publicidad nos lleva a analizar en profundidad la naturaleza del proceso de su producción y el sentido mismo de su existencia.”

“Hay un profundo desconocimiento de la función política de la publicidad en tanto los anuncios comerciales se nos aparecen como algo natural, como un telón de fondo naturalizado en nuestras vidas y en nuestras ciudades, y susceptibles sólo de una discusión acerca de sus virtudes artísticas, de su efectividad, sus trasgresiones o sus excesos.”

“La industria de la publicidad, desde hace al menos 50 años, es una de las más importantes instituciones que dan sostén a un orden mundial basado en la economía de la escasez.”

“Hoy en día existe la tecnología, el conocimiento y los recursos necesarios para elaborar productos ecológicos, eficientes y sostenibles, es decir, productos que no contaminen, que no se rompan o pasen de moda en pocos meses… Tenemos los recursos (capacidad científica, técnica y tecnológica) para crear abundancia en todo el planeta.”

“Pero la abundancia es en realidad algo negativo para nuestro sistema socio-económico, porque el mismo está basado en la escasez. A nadie se le ocurriría pagar por respirar aire, porque el aire es un recurso que existe en tal abundancia, que venderlo no tendría sentido. “

“En la actualidad no tenemos la necesidad de quemar los combustibles fósiles; no tenemos necesidad de utilizar nada que contamine el medio ambiente, porque hay muchas fuentes de energía alternativa disponibles.”

“Hoy en día, podríamos disponer de una abundancia total de energía sin la necesidad de la contaminación. Estas fuentes alternativas nos darían energía abundante, limpia y renovable para siempre, casi sin costos adicionales, tal como si se tratase del aire. Pero esto, evidentemente, no es un buen negocio…”

“Porque hay que entender una lógica que es fundamental: cuando hay abundancia, hay posibilidad de elección, y la posibilidad de elección nos conduce a la libertad. Por el contrario, la escasez provoca dependencia, y la dependencia conduce al sometimiento, y al control. Por eso esta economía de la escasez, está planificada para perpetuarse, porque le asegura el control de los recursos y las posiciones de poder a los grupos dominantes.”

“Ahora bien, en este contexto global se inserta la industria de la publicidad, que se inventó exclusivamente para servir a los intereses de los grupos dominantes, y para fomentar, mantener y perpetuar la economía basada en la escasez y el sometimiento de las mayorías.”

“La publicidad funciona sobre todo como una película que nos ponen delante de los ojos para ocultarnos las miserias y perversiones de un sistema injusto, en el cual, sin embargo, se nos invita a seguir participando. Mediante la publicidad, las corporaciones nos muestran las imágenes ideales de la abundancia, la posibilidad de elección, el goce y la libertad, para encubrir y alimentar un sistema económico sustentado en la escasez, la pobreza, la dependencia y el sometimiento.”

“Más allá de los supuestos dominantes en la escena frívola y afectada de los publicistas, diseñadores y agentes de relaciones públicas, vemos que la industria de la publicidad entraña un sentido político mucho más profundo que simplemente dar a conocer un producto para su venta, fomentando de este modo la libre competencia de mercado. Su función política consiste en garantizar el completo dominio de los grupos de poder por sobre el resto de los habitantes, eliminar la posibilidad de competencia, sostener y profundizar la distribución desigual de la riqueza en las sociedades, y estimular la concentración de los recursos y del poder en manos de los que más tienen.”

————————-
Fuente: Proyecto Squatters

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: